ZARAKIEL

TE ADVIERTO QUE QUIEN QUIERA QUE FUERES, ¡ OH TU ! QUE DESEAS SONDAR ARKADIOS DE LA NATURALEZA; QUE SI NO HALLAS DENTRO DE TI AQUELLO QUE BUSCAS TAMPOCO PODRAS HALLARLO FUERA. SI TU IGNORAS LAS EXCELENCIAS DE TU PROPIA CASA ¿COMO PRETENDES ENCONTRAR OTRAS EXCELENCIAS?

EN TI SE HALLA OCULTO EL TESORO DE LOS TESOROS.

¡ OH HOMBRE, CONOCETE A TI MISMO !


COSMOLOGÍA

Por: V.M. Samael Aun Weor


Los fenómenos cósmicos, se suceden unos a otros, dentro del instante eterno de la Gran Vida en su movimiento. En el Sagrado Sol Absoluto, nuestro Universo existe como un todo íntegro, unitotal, completo. En él se procesan todos los cambios cósmicos dentro de un momento eterno, dentro de un instante que no tiene límites.
Resulta palmario y manifiesto que al cristalizarse los distintos fenómenos sucesivos de este Universo, deviene a nuestra mente, desgraciadamente, el concepto "tiempo". Tal concepto subjetivo, es siempre puesto entre fenómeno y fenómeno.
Realmente, el Logos Solar, el Demiurgo Arquitecto del Universo, es el verdadero autor de toda esta Creación. Sin embargo, no podemos ponerle una fecha a su obra, a su Cosmogénesis, porque el "tiempo" es una ilusión de la mente, y esto está mucho más allá de todo lo meramente intelectivo.
Quiero que ustedes sepan que existen Siete Cosmos, a saber:
1º.- PROTOCOSMOS.
2º.- AYOCOSMOS.
3º.- MACROCOSMOS.
4º.- DEUTEROCOSMOS.
5º.- MESOCOSMOS.
6º.- MICROCOSMOS.
7º.- TRITOCOSMOS.

1º.- PROTOCOSMOS.

Está formado por múltiples SOLES ESPIRITUALES, Trascendentales, Divinales...
Mucho se ha hablado sobre el Sagrado Sol Absoluto, y es obvio que todo Sistema Solar está gobernado por uno de esos Espirituales Soles. Esto quiere decir, que nuestro juego de mundos posee su "Sagrado Sol Absoluto" propio, al igual que todos los otros Sistemas Solares del inalterable infinito.
Quiero que ustedes, señores y señoras, entiendan con plena claridad, lo que es realmente el primer orden de mundos: Soles Espirituales extraordinarios, centelleantes con infinitos esplendores en el espacio. Radiantes Esferas que jamás podrían percibir los astrónomos a través de sus telescopios.
El Primer Orden de mundos es infinitamente Divinal, inefable. No existe en él ningún principio mecánico; está gobernado por la Unica Ley.
Si reflexionáis vosotros profundamente sobre el Primer Cosmos, veréis que allá existe la más plena libertad, la más absoluta felicidad, porque todo está gobernado por la Unica Ley.
Es indubitable que en el Sol Central Espiritual, gobernado por la Unica Ley, existe la Felicidad inalterable del Eterno Dios viviente. Desafortunadamente, conforme nosotros nos alejamos más y más del Sagrado SolAbsoluto, penetramos en mundos cada vez más y más complicados, donde se introduce el automatismo, la mecanicidad y el dolor...


2º.- AYOCOSMOS.

El Segundo Orden de mundos está formado, realmente, con todos los millones de SOLES y PLANETAS que viajan a través del espacio.
El Segundo Orden, está incuestionablemente controlado por las 3 Fuerzas Primarias que regulan y dirigen toda Creación Cósmica.
En el Segundo Cosmos aún existe la plena dicha, debido a que está completamente controlado por las 3 Leyes Primarias de toda la Creación.
Obviamente, en el Cosmos de 3 Leyes, la dicha es incomparable, porque la materialidad es menor. En esa región cualquier átomo posee dentro de su naturaleza interior, tan sólo 3 átomos del Absoluto.



3º.- MACROCOSMOS.

El Tercer Juego de mundos está formado por nuestra GALAXIA, por esta gran "VIA LACTEA", que tiene como capital cósmica central el "Sol Sirio".
Pensad ahora en lo que son las billonadas y trillonadas de mundos y estrellas que pueblan el espacio sin fin. Recordad ahora las galaxias: Cualquiera de éstas, tomada por separado, es ciertamente un Macrocosmos, y la nuestra, la "Vía Láctea", no es una excepción.
El Tercer Orden de mundos, nuestra Galaxia, cualquier Galaxia del espacio sagrado, es indubitable que está controlada por 6 Leyes.
¡Qué distinto es el Tercer Cosmos! Allá la materialidad aumenta, porque cualquiera de sus átomos posee en su interior, 6 átomos del Absoluto.
Empero en el Tercer Cosmos ya se introduce un elemento mecánico, porque estas 3 Leyes Primitivas Divinales, dividiéndose en sí mismas, se convierten en 6. Obviamente, en éste existe ya cierto automatismo cósmico. Ya no son las 3 Fuerzas únicas las que trabajan, pues éstas, al dividirse en sí mismas, han originado el juego mecánico de cualquier Galaxia.

4º.- DEUTEROCOSMOS.

El Cuarto Orden está representado por nuestro "SISTEMA SOLAR DE ORS".
Incuestionablemente, todo Sistema Solar, no importa la Galaxia a la cual pertenezca, ya sea ésta de materia o de antimateria, obviamente es un Deuterocosmos.
El Cuarto Orden de mundos, nuestro Sistema Solar, o cualquier Sistema Solar del infinito espacio, siempre está controlado por 12 Leyes.
Vean ustedes lo que es un Sistema Solar. Es claro que en él, ya las 6 Leyes se han dividido nuevamente para convertirse en 12, aumentando la mecanicidad, el automatismo, la complicación, etc., etc.
Allí encontramos más densa la materia, debido al hecho concreto de que cualquiera de sus átomos posee, en sí mismo, 12 átomos del Absoluto.


5º.- MESOCOSMOS.

El Quinto Orden corresponde al PLANETA TIERRA.
Tierras del espacio son tan numerosas como las arenas del inmenso mar. Indubitablemente, cualquiera de éstas, todo planeta, no importa cuál sea su Centro de Gravitación Cósmica, es por sí mismo un Mesocosmos.
El Quinto Orden, nuestra Tierra, o cualquier Planeta similar al nuestro, girando alrededor de cualquier Sol, se halla absolutamente controlado por 24 Leyes.
Si examinamos cuidadosamente el planeta Tierra, veremos que cualquiera de sus átomos, posee en su naturaleza íntima 24 átomos del Absoluto.
Concretémonos ahora a cualquier Planeta del infinito, y muy especialmente en nuestro mundo terrestre. Obviamente, es más heterogéneo y complicado, debido a que las 12 Leyes del Sistema, se han convertido en 24...


6º.- MICROCOSMOS.

El Sexto Orden es el MICROCOSMOS HOMBRE.
Mucho se ha dicho sobre el Microcosmos-Hombre. Nosotros enfatizamos la idea trascendental de que cada uno de nos, es un auténtico y legítimo Microcosmos. Sin embargo, no somos los únicos habitantes del infinito. Es claro que existen muchos mundos habitados. Cualquier habitante del Cosmos o de los Cosmos, es un auténtico Microcosmos.
El Sexto Orden cósmico, cualquier Organismo Humano, se encuentra definitivamente controlado por 48 Leyes y esto lo vemos totalmente comprobado en la célula germinal humana constituida como es ya sabido por 48 cromosomas.
Especificando cuidadosamente, estudiemos en detalle cualquier átomo del organismo humano y percibiremos dentro de él, mediante la Divina Clarividencia, 48 átomos del Absoluto.


7º.- TRITOCOSMOS.



El Séptimo Orden está en los MUNDOS INFIERNOS.
Por último, conviene saber que dentro de todo planeta existe el Reino Mineral Sumergido con sus propios Infiernos Atómicos. Estos últimos siempre se hallan ubicados dentro del interior de cualquier masa planetaria y en las Infradimensiones de la Naturaleza, bajo la Zona Tridimensional de Euclides.
Por último, el Séptimo Orden de mundos, está bajo el control total de 96 Leyes.
Quiero que vosotros sepáis, en forma precisa, que el número de leyes en las Regiones Abismales, se multiplica escandalosamente.
Las 96 Leyes de la Primera Zona Infernal, resultan terriblemente dolorosas; sin embargo, conforme tal número de Leyes se multiplica en cada una de las Zonas Infradimensionales, también se multiplica el dolor, la mecanicidad, la materialidad y el llanto.
Bajo la corteza del planeta en que vivimos y descubriremos que en la Primera Zona Infradimensional, la densidad ha aumentado espantosamente, porque cualquier átomo inhumano posee dentro de su naturaleza íntima, 96 átomos del Absoluto.
En la Segunda Zona Infernal, todo átomo posee 192 átomos; en la Tercera, todo átomo posee en su interior, 288 átomos del Absoluto, etc., etc., aumentando así la materialidad en forma espantosa y aterradora...
 Al sumergirnos dentro de leyes cada vez más complejas, obviamente nos independizamos en forma progresiva de la Voluntad del Absoluto, y caemos en la complicación mecánica de toda esta Gran Naturaleza. Si queremos reconquistar la libertad, debemos liberarnos de tanta mecánica y tantas leyes y volver al Padre.
Es ostensible que el Primer Círculo Dantesco está siempre bajo el control de 96 Leyes, empero en el Segundo se duplica esta cantidad, dando 192 Leyes; en el Tercero se triplica, en el Cuarto se cuadruplica, en tal forma que se puede multiplicar la cantidad de 96 x 2, x 3, x 4, x 5, x 6, x 7, x 8 y x 9. Así pues, en el Noveno Círculo, multiplicando las 96 x 9, nos darán 864 Leyes...
Es indispensable comprender que "a mayor número de leyes, mayor grado de mecanicidad y dolor; a menor número de leyes, menor grado de mecanicidad y dolor".
Incuestionablemente, en el "Sagrado Absoluto Solar", en el "Sol Central Espiritual" de este sistema en el cual vivimos, nos movemos y tenemos nuestro Ser, no existe mecanicidad de ninguna especie y por lo tanto, es obvio que allí reine la más plena bienaventuranza.
Ostensiblemente, debemos luchar en forma incansable por libertarnos de las 48, 24, 12, 6 y 3 Leyes para regresar realmente al Sagrado Sol Absoluto de nuestro sistema.
Es indispensable que usted haga una clara diferenciación entre los Siete Cosmos, los Nueve Cielos y los Nueve Círculos Dantescos de las Infradimensiones naturales.
Obviamente, los Nueve Cielos se encuentran relacionados, como ya hemos dicho, con las Nueve Regiones Sumergidas bajo la epidermis de la Tierra. Esto lo vio Henoch en estado de éxtasis, en el Monte Moria; lugar donde edificara más tarde un templo subterráneo con nueve pisos interiores para alegorizar el realismo trascendental de su visión...
Es incuestionable que los Nueve Cielos se hallan plenamente concretados en las Esferas de Luna, Mercurio, Venus, Sol, Marte, Júpiter, Saturno, Urano y Neptuno. Es claro que todos estos Nueve Cielos corresponden al Deuterocosmos.


La esencia viene de la "Vía Láctea" -estoy hablando en síntesis-, llega al Sol y luego, por último, penetra en la Naturaleza. En principio se manifiesta como un simple "elemental" primigenio, asciende a través de las etapas mineral, vegetal y animal, hasta penetrar por último en el cuerpo del "humanoide" o "mamífero racional". Es claro que la Esencia necesita convertirse en el "Embrión Aureo", necesita trabajar para crearse los Cuerpos Existenciales Superiores del Ser y transformarse en Bodhisattwa.
Eso fue en el amanecer de la vida. Pensemos en que esas Esencias tuvieron que evolucionar e involucionar antes de descender hasta el mineral, formando parte de muchos procesos en las dimensiones superiores del espacio. Al llegar al estado mineral, reiniciaron un ascenso evolutivo, comenzaron como Esencias primigenias.
Cuando la Esencia no logra su cometido en el primer ciclo de manifestación, que es de 108 existencias, entonces tiene que descender a las entrañas de la Tierra en procesos involutivos, con el propósito de eliminar los elementos inhumanos o "agregados psíquicos" entre los cuales vino a quedar embotellada debido a los errores. Una vez que ha pasado por la "muerte segunda", ella asciende otra vez a la superficie del mundo para reiniciar nuevos procesos evolutivos a partir del mineral. Incuestionablemente, esos nuevos procesos tienen como punto de partida una espira más alta dentro de la gran espiral de la vida. La Esencia empezará, retornará o reiniciará sus procesos evolutivos a partir del mineral, pero en una octava superior, ya no como un simple "elemental" inferior, sino como un gnomo superior, hasta reconquistar otra vez el estado humano, -después de haber pasado por las escalas vegetal y animal- y se le asignan, como ya sabemos las 108 existencias. Si no logra el triunfo, el proceso se seguirá repitiendo así durante 3.000 ciclos, ruedas de manifestación o edades.
Bien, si ustedes no son Bodhisattwas todavía, se debe a que no trabajaron en ese sentido, no llegaron a esas alturas en pasados ciclos de manifestación, pero ahora mismo pueden convertirse en Bodhisattwas si se lo proponen. En todo caso, no olviden el origen de la Esencia; ella viene de la "Vía Láctea", pasa por el Sol y por último entra aquí en nuestra Naturaleza, en nuestro mundo. Claro, si pensamos en que la "Vía Láctea" tiene como capital central a Sirio, no están equivocados los esoteristas que piensan que nosotros vamos hacia Sirio. Es verdad: hacia Sirio vamos.
FUENTE: EL ESOTERISMO DE LA SEMANA SANTA.



LA CHISPA QUE HA SALIDO DEL SALVADOR
131.6 De la Chispa de Luz y el ego
Escuchad que voy a hablaros sobre las Almas de acuerdo con lo que os he dicho: Los Cinco Regidores del Gran Destino de los eones y los regidores del Disco del Sol, y los regidores del Disco de la Luna soplan dentro del Alma, y entonces sale de ellos una parte de Mi Poder, como ya os lo dije. Y esa parte de Mi Poder permanece dentro del Alma, para que ésta pueda sostenerse.

Resulta interesante comprobar cómo el Adorable ilustra a sus Discípulos con rigurosidad científica del más elevado nivel respecto a los procesos inherentes a la vida en toda su protogénesis; es así que relata cómo actúan los elementos Agua, Tierra, Fuego, Aire y Éter inyectando a la Semilla Humana el aliento que llevan en sí mismos - pero que emana del Kristo Cósmico - hasta la misma conformación del cigoto, esto es fusionados ya el Esperma y el Óvulo, Chispa de Luz que animará al Alma para que ésta pueda sostenerse en la materia.

Luego colocan al ego fuera del alma, observándolo que corresponda al asignado para ella; y los regidores lo atan al alma con sus sellos y sus lazos para que pueda compelerla siempre, y así, si ésta se halla continuamente cometiendo errores e iniquidades, será obligada a permanecer como su esclava y estar bajo su permanente dominio en los cambios de cuerpo; y ellos la sellan al ego para que esté supuesta a cometer todos los pecados, ceñida que esté a los deseos del mundo.

En seguida colocan al ego, paralelo al Alma, revisando que sea el que le corresponde en asignación, atando a ella con sus sellos y lazos a fin de que pueda aquél impulsarla a la comisión de errores, que de ser continuos, le significará quedar esclavizada bajo sus dominios, de retorno en retorno, pudiendo por esta causa llegar a cometer toda clase de iniquidades al influjo de los mundanales deseos.

131.7 Los parientes que debemos abandonar
Por esta causa he traído en esta forma los Misterios a este mundo, los cuales desatan todos los lazos del ego y todos los sellos con que se atan a las Almas. Los Misterios hacen al Alma libre, libertándola de sus parientes, los regidores, y la convierten en Luz Refinada, conduciéndola para siempre al Reino del Padre, como primer resultado del Primer Misterio.

De modo que los Misterios han sido traídos al Mundo por el propio Salvador, pues tienen ellos el poder para desatar todos los lazos del ego con que se hallan esclavizadas las Almas, liberándolas de sus gestores, los regidores, a fin de llegar a ser Luz Refinada, siendo conducida en esta condición y para siempre al Reino del Padre, como feliz resultado de la triunfal calificación del Primer Misterio.

"Por esta causa os he dicho antes: Aquél que no abandona a su padre y a su madre, a fin de seguirme, no es digno de mí. Y esto he dicho antes: Tendréis que abandonar a vuestros padres, los regidores, para que IO pueda haceros Hijos del Primer Misterio eternamente.

Esta es la causa por la cual el Adorable ya antes les había prevenido a los Discípulos, que quien no tenga capacidad de abandonar padre y madre, que son los regidores de los eones y la fornicación, no serán dignos del Kristo íntimo, mientras que los triunfadores quedarán libres para convertirse eternamente en Hijos del Primer Misterio.

132.1 La duda de Salomé
Y cuando el Salvador dijo esto, Salomé se adelantó y dijo: Mi Señor, si nuestros padres son los regidores, ¿Por qué está escrito en la Ley de Moisés: Aquél que abandone a su padre y a su madre, dejadle morir su muerte?; ¿No ha hecho así la Ley su afirmación sobre esto?

Al oír lo que dijo el Salvador, Salomé se adelantó y le preguntó a Jeú Mikael por qué en la Ley de Moisés se condena a la más triste soledad e indiferencia a quien osa abandonar padre y madre, siendo en apariencia contradictoria esta regulación con la reciente afirmación del Gran Kabir.

Y cuando Salomé dijo esto, el Intimo de María Magdalena se agitó en ella y dijo al Salvador: Mi Señor, dadme la orden para que IO hable con mi hermana Salomé y le dé la solución a las palabras que ha dicho. Y aconteció que cuando el Salvador oyó a María decir estas palabras, la llamó la más excelente y bendita.

Ante la inquietud de Salomé, el Íntimo de María Magdalena se conmovió, pidiendo al Salvador permiso para entregar a su hermana física la solución requerida. Cuando el Adorable escuchó a María ofrecer dicha interpretación, le reiteró, una vez más, ser ella la más Bendita y Excelente entre los Humanos.

El Salvador respondió diciendo a María: Os doy permiso, María, para que digas la solución de las palabras que Salomé ha pronunciado.

Respondiendo a la espontaneidad luminosa de María Magdalena, el Salvador otorga a ésta permiso para exponer la solución originada en las dudas de Salomé.

132.2 María disipa las dudas de Salomé
Y cuando el Salvador dijo esto, María avanzó hacia Salomé, y la abrazó diciéndole: Hermana Salomé, de acuerdo con las palabras que habéis pronunciado, está escrito en la Ley de Moisés: Aquél que abandone a su padre y a su madre, dejadle morir su muerte; por consiguiente, Hermana Salomé, la Ley no ha dicho eso refiriéndose al Alma, ni al cuerpo, ni al ego, porque todos éstos son hijos de los regidores y salen de ellos; la Ley ha dicho esto refiriéndose a la Chispa que ha salido del Salvador, y que es el Hombre Intimo dentro de Nos hoy en día. La Ley ha dicho además: Quienes se alejen del Salvador y de sus Misterios, que son sus padres, no sólo morirá su muerte, si no que irá a su ruina, a su destrucción.

Acercándose a su hermana Salomé y abrazándola, María le repitió la sentencia de la regulación mosaica, para luego aclarar que la misma no se refiere al Alma, ni al cuerpo o al ego, puesto que todos son hijos de los regidores al salir de ellos, y más bien hay que resolver esta alegoría debiéndosela interpretar como la Chispa Divina que proviene del Salvador, y que encarnada, se ha constituido en el Iniciado como el Ser Íntimo; por tanto, ahora toma mejor sentido lo que añade la Ley al decir que el desdichado que se aleje del Salvador y de sus Misterios, que son los Padres del Arhat, no sólo estará condenado a las muertes física, segunda y tercera, si no que en vida, además padecerá incesantes sufrimientos, calamidades y ruinas.

Cuando María dijo esto, Salomé avanzó hacia María y la abrazó de nuevo, diciéndole: El Salvador tiene la facultad de hacerme entender tanto como Vos.

El Salvador íntimo de todo Iniciado tiene la potestad de iluminar a éste con la resolución de cuanto Misterio existe.

132.3 De los encargos hechos al ego
Por consiguiente, escuchad María, quién es que compele al hombre a pecar: Los regidores sellan el ego de manera que éste no agite al Alma a toda hora y la haga cometer pecados e iniquidades; ellos le dan la orden al ego diciéndole: Si el alma sale de su cuerpo, no la agitéis. Quedáis asignado a ella en sus transferencias por todas las regiones de los juicios, región por región, a causa de todos los pecados que le habréis compelido a cometer, para que sea castigada en todas las regiones de los juicios y no pueda ascender a la Luz ni retornar a los cambios de cuerpo.

Jesús El Kristo, que a partir de su Gloriosa Resurrección, tiene encarnado al Ser Real y a su Padre Íntimo, esto es Jeú Mikael, aclara a María Magdalena los mecanismos que impulsan a los hombres al pecado, y dice que son los regidores quienes sellan al ego para evitar que éste atormente al Alma continuamente, pues ello provocaría que ésta cometa pecados e iniquidades con frecuencia inusitada; sin embargo, el ego asignado al alma, aún ya desencarnada, debe acompañarla en todo el recorrido por las regiones de los juicios, como impulsor de todos las faltas que ha cometido el humano, y por lo cual, éste será castigado en correspondencia a sus delitos, hasta sucumbir con la muerte segunda, con lo cual la Esencia se emancipará.

En otras palabras, le dan la orden al ego diciéndole: Pero si el Alma pronuncia Misterios y deshace todos los Sellos y lazos con los que os hemos atado a ella, no la agitéis a ninguna hora, pues si ella pronuncia la apología de cada región que visite, deshaciendo con los Misterios todos los Sellos y lazos existentes, deberéis dejarla ir, porque ella pertenecerá a aquéllos de la Luz de las Alturas, convertida ya en extraña para nosotros y para ti, por lo cual tú no tendrás más poder para dominarla desde esa hora en adelante.

Los regidores instruyen al ego dejar en paz a un Alma desencarnada que sepa pronunciar los Misterios conteniendo las apologías de las regiones de los juicios, pues a su conjuro se anulan todos los sellos y ataduras existentes, toda vez que el Alma con todo derecho deberá transitar libremente hacia la Luz de las Alturas, ubicándose en el Reino de su Herencia.

Y si por el contrario, ella no pronuncia los Misterios que deshacen los lazos y los Sellos, ni dice las apologías de las regiones, agarradla entonces y no la dejéis ir, pues deberéis transferirla a los castigos y a todas las regiones y juicios por los pecados que le habéis hecho cometer. Después de esto, conduciréis esta alma ante la Virgen de Luz, quien la enviará una vez más a proseguir su circuito.

Si contrariamente el alma desencarnada no sabe pronunciar los Misterios que deshacen los Sellos y los lazos que la tienen sometida al ego, éste se enseñoreará de aquélla para conducirla a padecer los castigos en cada una de las regiones que correspondan a cuanto castigo merezca por haber pecado al influjo del ego y el destino. Antes de volver a tomar cuerpo físico en un nuevo intento evolutivo, el Alma será conducida ante la Virgen de Luz para recibir la final Bendición Purificatoria.

FUENTE: PISTIS SOPHÍA REVELADA. CAPITULO 131 Y 132. A. Z. F., V. M. K. EL TAWA MANÚ



PRINCIPIOS RELIGIOSOS
 AMADISIMOS:
Dicen que existen siete Grandes Religiones y Cinco mil Sectas; nosotros los Gnósticos afirmamos que sólo existe una sola gran Religión, y ésta es la VERDAD. Creemos firmemente que sólo aquel que vivencia la Verdad es profundamente Religioso.
Bajo el sol, toda religión nace, crece, se desarrolla, se multiplica en muchas sectas y muere. Así ha sido siempre y así será siempre.
La verdad quiere conocerse a sí misma en cada hombre. Jesús de Nazaret es un cuerpo viviente de la VERDAD. Jesús Encarnó la VERDAD. Quien Encarne la VERDAD se hace libre. Aquellos que Encarnaron la Verdad fundaron las Grandes Religiones y las Grandes Escuelas de Misterios.
Buda, Hermes, Krishna, Quetzalcoatl, etc., etc. Encarnaron la Verdad, y todo aquel que Disuelva el YO y levante las columnas del Templo sobre la Piedra viva, Encarna la Verdad. No hay Religión más elevada que la Verdad.
La Verdad se hizo carne en Jesús y se hará carne en todo hombre que logre la Revolución Integral.
Si estudiamos las religiones, si hacemos un estudio comparativo de las religiones, en todas ellas encontraremos el culto al Cristo, lo único que varían son los nombres que se le dan al Cristo.
El Divino Rabí de Galilea tiene los mismos atributos de Zeus, Apolo, Krishna, Quetzalcoatl, Lao‑Tsé, Fuji -el Cristo chino, Budha, etc.
Uno se queda asombrado cuando hace un estudio comparativo de las religiones. Todos estos sagrados personajes religiosos que personifican al Cristo nacen el 24 de diciembre a las 12 de la noche.
Todos estos sagrados personajes son hijos de inmaculadas concepciones, todos ellos nacen por obra y gracia del Espíritu Santo, todos ellos nacen en Vírgenes inmaculadas antes del parto, en el parto y después del parto.
La pobre y desconocida mujer hebrea María, madre del Adorable Salvador Jesús, el Cristo, recibió los mismos atributos y poderes cósmicos de la Diosa Isis, Juno, Démeter, Ceres, Vesta, Maía, Adonía, Insoberta, Rea, Cibeles, Tonantzín, etc.
Todas estas deidades femeninas representan siempre a la Madre Divina, el Eterno Femenino Cósmico.
El Cristo es siempre el hijo de la Madre Divina y a ella le rinden culto todas las santas religiones.
María es fecundada por el Espíritu Santo. Cuenta la tradición que el Tercer Logos, en forma de paloma, hizo fecundo el vientre inmaculado de María.
La paloma es siempre un símbolo fálico. Recordemos a Peristera, ninfa del cortejo de Venus, transformada en paloma por el amor.
Entre los chinos, el Cristo es Fuji. El Cristo chino que nace milagrosamente por obra y gracia del Espíritu Santo.
Debemos distinguir entre las formas Religiosas y los principios Religiosos. Es necesario saber que los Principios son Fórmulas cósmicas vivientes. Las formas Religiosas son los distintos sistemas de enseñar esos Principios. La Gran Religión Cósmica Universal Infinita asume distintas formas, según las necesidades de cada raza y de cada época.
Así las formas Religiosas se han sucedido unas tras otras a través de millones de años; la cinta sucesiva de todas las Religiones que han existido en el mundo revela siempre los mismos principios inmutables de la Verdad.
La Religión es propiedad inherente a la vida como la humedad al agua.   
Podría un hombre no pertenecer a ninguna religión. Y sin embargo ser profundamente religioso. Todo aquel que sea capaz de vivenciar la Verdad es profundamente religioso aunque no pertenezca a ninguna religión. La íntima relación de la mente con la Verdad es Religión. Sólo el hombre religioso es verdaderamente revolucionario.
Algunos Filósofos dicen que las Religiones han fracasado; nosotros aseguramos que toda Religión ha cumplido su misión histórica.
Con un solo Budha viviente nacido entre las filas del Budismo ya el Budismo ha cumplido su misión; con un solo Crístificado entre las filas del Cristianismo ya queda justificada la existencia del Cristianismo; con un solo Imán entre las filas del Mahometanismo, ya queda bien justificada la existencia de la Religión Mahometana.
Todas las grandes Religiones del Mundo han logrado su objetivo con hombres que consiguieron el Religarse, es decir que Encarnaron la verdad. Realmente muchos son los llamados y pocos los escogidos.
Esta ley se ha cumplido ya en todas las Religiones.
No existe motivo para asegurar que las Religiones fracasaron en su misión de Religar al hombre con la Verdad. En todas las Religiones hay hombres de perfección que alcanzaron  a Religarse.
No hay motivo que justifique las guerras Religiosas, porque todas las Religiones enseñan los mismos principios.
La Religión Cósmica Vibra en cada átomo del Cosmos, porque palpita en el corazón de los soles, en el corazón del hombre y en el de la hormiga.
V.M. SAMAEL AUN WEOR
TOMADO DEL: SUPREMO MENSAJE DE NAVIDAD 1961. REVOLUCIÓN DE LA DIALÉCTICA. LOS PRINCIPIOS RELIGIOSOS.


LAS RELIGIONES 
deben explicar sus principios en forma científica porque la nueva Era Acuaria exige SABER CONSCIENTE.
Las Religiones deben luchar por el control de la fecundidad, porque los mismos principios Religiosos hablan de la selección natural. (Muchos son los llamados y pocos los escogidos) (De mil que me buscan uno me encuentra, de mil que me encuentran uno me sigue, de mil que me siguen, uno es mío, etc.)
Todas las frases de los Cuatro Evangelios están llenas de Sabiduría, y en muchos versículos hallamos esta LEY de la Selección Natural.
Seleccionar semillas humanas no es un delito, es un deber, la Religión es Ciencia, Filosofía, y Arte Verdadero.
La Ciencia ha cumplido realmente su verdadera Función, cuando ha descubierto y enunciado una VERDAD.
La Ciencia ha cumplido realmente su Misión, cuando ha investigado y enunciado una Verdad.
La Ciencia verdadera no es más que el sentido común entrenado y organizado, y solo difiere de este último en lo que difiere un Universitario de un estudiante de Escuelas Primarias.
Los Prejuicios Sociales y las Ideas están sometidas a muchos cambios conforme la Ciencia progresa.
Ha llegado la hora de abandonar los prejuicios Sociales y Religiosos, ha llegado el Instante de Seleccionar la Semilla humana para hacer un Mundo Mejor.
V.M. SAMAEL AUN WEORTOMADO DE: LA TRANSFORMACION SOCIAL DE LA HUMANIDAD. CAPÍTULO 30. CONTROL DE LA FECUNDIDAD.




 LEYES UNIVERSALES
"Pues podéis escapar a las leyes hechas por los reyes, pero a las leyes de vuestro Dios, a esas no puede escapar ninguno de los Hijos del Hombre. Y cuando acudís ante el rostro de Dios, los demonios de Satán hacen de testigos en contra vuestra por medio de vuestros actos, y Dios ve vuestros pecados escritos en el libro de vuestro cuerpo y de vuestro espíritu, y su corazón está triste...
...Si el pecador Hijo del Hombre se arrepiente de sus culpas y las repara, y regresa de nuevo a su Madre Terrenal; y si cumple las leyes de su Madre Terrenal y se libera de las garras de Satán resistiendo sus tentaciones, entonces la Madre Terrenal recibe de nuevo a su Hijo pecador con amor y le envía sus ángeles para que le sirvan. En verdad os digo que cuando el Hijo del Hombre resiste al Satán que habita en él y no hace su voluntad, en esa misma hora se hallan ahí losángeles de la Madre para servirle con todo su poder y liberarle por entero del poder de Satán."
1.- Nadie puede ser feliz, excepto quien cumple la Ley.
Y el propio Jesús se sentó en medio de ellos y dijo: "En verdad os digo que nadie puede ser feliz, excepto quien cumple la Ley."
Y los demás respondieron: "Todos cumplimos las leyes de Moisés, nuestro legislador, tal como están escritas en las sagradas escrituras."
Y Jesús les respondió: "No busquéis la Ley en vuestras escrituras, pues la Ley es la Vida, mientras que lo escrito está muerto. En verdad os digo que Moisés no recibió de Dios sus leyes por escrito, sino a través de la palabra viva. La Ley es la Palabra Viva del Dios Vivo, dada a los profetas vivos para los hombres vivos. En dondequiera que haya vida está escrita la ley. Podéis hallarla en la hierba, en el árbol, en el río, en la montaña, en los pájaros del cielo, en los peces del mar; pero buscadla principalmente en vosotros mismos. Pues en verdad os digo que todas las cosas vivas se encuentran más cerca de Dios que la escritura que está desprovista de vida. Dios hizo la vida y todas las cosas vivas de tal modo que enseñasen al hombre, por medio de la palabra siempre viva, las leyes del Dios verdadero. Dios no escribió las leyes en las páginas de los libros, sino en vuestro corazón y en vuestro espíritu. Se encuentran en vuestra respiración, en vuestra sangre, en vuestros huesos, en vuestra carne, en vuestros intestinos, en vuestros ojos, en vuestros oídos y en cada pequeña parte de vuestro cuerpo. Están presentes en el aire, en el agua, en la tierra, en las plantas, en los rayos del sol, en las profundidades y en las alturas. Todas os hablan para que entendáis la lengua y la voluntad del Dios Vivo. Pero vosotros cerráis vuestros ojos para no ver, y tapáis vuestros oídos para no oír. En verdad os digo que la escritura es la obra del hombre, pero la Vida y todas sus huestes son la obra de nuestro Dios.¿Por qué no escucháis las palabras de Dios que están escritas en Sus obras? ¿Y por qué estudiáis las escrituras muertas, que son la obra de las manos del hombre?
2.- Dios y sus leyes.
Y preguntaron a Jesús: " ¿Cómo podemos leer las leyes de Dios en algún lugar, de no ser en las Escrituras? ¿Dónde se hallan escritas? Léenoslas de ahí donde tú las ves, pues nosotros no conocemos más que las escrituras que hemos heredado de nuestros antepasados. Dinos las leyes de las que hablas, para que oyéndolas seamos sanados y justificados."
Jesús dijo: "Vosotros no entendéis las palabras de la Vida, porque estáis en la Muerte. La oscuridad oscurece vuestros ojos, y vuestros oídos están tapados por la sordera. Pues os digo que no os aprovecha en absoluto que estudiéis las escrituras muertas si por vuestras obras negáis a quien os las ha dado. En verdad os digo que Dios y sus leyes no se encuentran en lo que vosotros hacéis.
No se hallan en la glotonería ni en la borrachera, ni en una vida desenfrenada, ni en la lujuria, ni en la búsqueda de la riqueza, ni mucho menos en el odio a vuestros enemigos. Pues todas estas cosas están lejos del verdadero Dios y de sus ángeles. Todas estas cosas vienen del reino de la oscuridad y del señor de todos los males. Y todas estas cosas las lleváis en vosotros mismos; y por ello la palabra y el poder de Dios no entran en vosotros, pues en vuestro cuerpo y en vuestro espíritu habitan todo tipo de males y abominaciones. Si deseáis que la palabra y el poder del Dios Vivo penetren en vosotros, no profanéis vuestro cuerpo ni vuestro espíritu; pues el cuerpo es el templo del espíritu, y el espíritu es el templo de Dios. Purificad, por tanto, el templo, para que el Señor del templo pueda habitar en él y ocupar un lugar digno de él.
Y retiraos bajo la sombra del cielo de Dios, de todas las tentaciones de vuestro cuerpo y de vuestro espíritu, que vienen de Satán.
3.- Los 10 Mandamientos.
Y otro dijo entonces: "Moisés, el más grande de Israel, consintió a nuestros antepasados comer la carne de animales limpios, y sólo prohibió la carne de los animales impuros. ¿Por qué, entonces, nos prohíbes la carne de todos los animales? ¿Qué ley viene de Dios, la de Moisés o la tuya?"
Y Jesús respondió: "Dios dio, a través de Moisés, diez mandamientos a vuestros antepasados. "Estos mandamientos son duros", dijeron vuestros antepasados y no pudieron cumplirlos. Cuando Moisés vio esto, tuvo compasión de sus gentes y no quiso que se perdiesen. Y les dio entonces diez veces diez mandamientos, menos duros, para que los siguiesen. En verdad os digo que si vuestros antepasados hubiesen sido capaces de seguir los diez mandamientos de Dios, Moisés no habría tenido nunca necesidad de sus diez veces diez mandamientos.
Pues aquel cuyos pies son fuertes como la montaña de Sión, no necesita muletas; mientras que aquel cuyos miembros flaquean, llega más lejos con muletas que sin ellas. Y Moisés dijo al Señor: "Mi corazón está lleno de tristeza, pues mi pueblo se perderá. Porque no tienen conocimiento, ni son capaces de comprender tus mandamientos. Son como niños pequeños que no pueden entender aún las palabras de su padre. Consiente, Señor, que les dé otras leyes, para que no se pierdan. Si ellos no pueden estar contigo, Señor, que al menos no estén contra ti; que puedan mantenerse a sí mismos, y cuando haya llegado el momento y estén maduros para tus palabras, revélales tus leyes". Por eso rompió Moisés las dos tablas de piedra donde estaban escritos los diez mandamientos, y les dio en su lugar diez veces diez. Y de estas diez veces diez, los escribas y los fariseos han hecho cien veces diez mandamientos. Y han puesto insoportables cargas sobre vuestros hombros, que ni ellos mismos sobrellevan. Pues cuanto más cercanos a Dios están los mandamientos, menos necesitamos, y cuanto más lejanos se hallan de Dios, más necesitamos entonces. Por eso innumerables son las leves de los fariseos y de los escribas, siete las leyes del Hijo del Hombre, tres las de los ángeles; y una la de Dios.
Por eso yo solamente os enseño las leyes que podéis comprender, para que os convirtáis en hombres y sigáis las siete leyes del Hijo del Hombre. Entonces os revelarán también los ángeles sus leyes, para que el espíritu santo de Dios descienda sobre vosotros y os guíe hacia su ley.
Y todos estaban asombrados de su sabiduría, y le pedían: "Continúa, Maestro, y enséñanos todas las leyes que podemos recibir".
Y Jesús continuó: "Dios ordenó a vuestros antepasados: "No matarás". Pero su corazón estaba endurecido y mataron. Entonces, Moisés deseó que por lo menos no matasen hombres, y les permitió matar a los animales. Y entonces el corazón de vuestros antepasados se endureció más aún, y mataron a hombres y animales por igual. Mas yo os digo: No matéis ni a hombres ni a animales, ni siquiera el alimento que llevéis a vuestra boca. Pues si coméis alimento vivo, él mismo os vivificará; pero si matáis vuestro alimento, la comida muerta os matará también.(Ver La Ley Aurea.)
Pues la vida viene sólo de la vida, y de la muerte viene siempre la muerte. Porque todo cuanto mata vuestros alimentos, mata también a vuestros cuerpos. Y todo cuanto mata vuestros cuerpos también mata vuestras almas. Y vuestros cuerpos se convierten en lo que son vuestros alimentos, igual que vuestros espíritus se convierten en lo que son vuestros pensamientos. Por tanto, no comáis nada que el fuego, el hielo o el agua haya destruido. Pues los alimentos quemados, helados o descompuestos quemarán, helarán y corromperán también vuestro cuerpo. No seáis como el loco agricultor que sembró en su campo semillas cocinadas, heladas y descompuestas y llegó el otoño y sus campos no dieron nada. Y grande fue su aflicción. Sino sed como aquel agricultor que sembró en su campo semilla viva, y cuyo campo dio espigas vivas de trigo, pagándole el céntuplo por las semillas que plantó. Pues en verdad os digo, vivid sólo del fuego de la vida, y no preparéis vuestros alimentos con el fuego de la muerte, que mata vuestros alimentos, vuestros cuerpos y también vuestras almas." "Maestro ¿dónde se halla el fuego de la vida?", preguntaron algunos de ellos.
"En vosotros, en vuestra sangre y en vuestros cuerpos".
"¿Y el fuego de la muerte", preguntaron otros?.
"Es el fuego que arde fuera de vuestro cuerpo, que es más caliente que vuestra sangre. Con ese fuego de muerte cocináis vuestro alimento en vuestros hogares y en vuestros campos. En verdad os digo que el mismo fuego destruye vuestro alimento y vuestros cuerpos como el fuego de la maldad que destroza vuestros pensamientos y destroza vuestros espíritus. Pues vuestro cuerpo es lo que coméis, y vuestro espíritu es lo que pensáis. No comáis nada, por tanto, que haya matado un fuego más fuerte que el fuego de la vida. Preparad, pues, y comed todas las frutas de los árboles, todas las hierbas de los campos y toda leche de los animales buena para comer. Pues todas estas cosas las ha nutrido y madurado el fuego de la vida, todas son dones de los ángeles de nuestra Madre Terrenal. Mas no comáis nada a lo que sólo el fuego de la muerte haya dado sabor, pues tal es de Satán."
"¿Cómo deberíamos cocer sin fuego el pan nuestro de cada día, Maestro?", preguntaron algunos con desconcierto.
"Dejad que los ángeles de Dios preparen vuestro pan. Humedeced vuestro trigo para que el ángel del agua lo penetre. Ponedlo entonces al aire, para que el ángel del aire lo abrace también. Y dejadlo de la mañana a la tarde bajo el sol, para que el ángel de la luz del sol descienda sobre él. Y la bendición de los tres ángeles hará pronto que el germen de la vida brote en vuestro trigo. Moled entonces vuestro grano y haced finas obleas, como hicieron vuestros antepasados cuando partieron de Egipto, la morada de la esclavitud. Ponedlas de nuevo bajo el sol en cuanto aparezca y, cuando se halle en lo más alto de los cielos, dadles la vuelta para que el ángel de la luz del sol las abrace también por el otro lado, y dejadlas así hasta que el sol se ponga. Pues los ángeles del agua, del aire y de la luz del sol alimentaron y maduraron el trigo en el campo, y ellos deben igualmente preparar también vuestro pan. Y el mismo sol que, con el fuego de la vida, hizo que el trigo creciese y madurase, debe cocer vuestro pan con el mismo fuego. Pues el fuego del sol da vida al trigo, al pan y al cuerpo. Pero el fuego de la muerte mata el trigo, y el pan y el cuerpo. Y los ángeles vivos del Dios Vivo solamente sirven a los hombres vivos. Pues Dios es el Dios de lo vivo y no el Dios de lo muerto.
TOMADO DE: EL EVANGELIO GNÓSTICO ESENIO DE LA PAZ




4.- LEY DEL 3 Y LEY DEL 7.
Nuestros estudiantes gnósticos no deben olvidar jamás lo que son las tres fuerzas llamadas Padre, Hijo, Espíritu Santo. Estas tres fuerzas constituyen la Sagrada Triamazikamno.
Esta es la Sagrada Afirmación, la Sagrada  Negación, la Sagrada Reconciliación; El Santo Dios, el Santo Firme, el Santo Inmortal.
En la electricidad son los polos PositivoNegativo y la fuerza Neutra. Sin el concurso de estos tres principios, resulta imposible toda creación.
En Ciencia Esotérica Gnóstica, las Tres Fuerzas independientes tienen los siguientes nombres:
SurpOtheos; SurpSkiros; SurpAthanatos.
Fuerza Impulsora, Afirmativa, Positiva.
Fuerza Pasiva, Receptiva, Negativa, de Resistencia.
Fuerza Reconciliadora, Neutralizadora, Liberadora.
 Estas tres fuerzas en el Rayo de la Creación parecen tres voluntades, tres conciencias, tres unidades. Cada una de estas tres fuerzas contiene en sí misma todas las posibilidades de las tres. Empero en su punto de conjunción, cada una de ellas manifiesta solamente su principio: el positivo, el negativo o el neutro.
 Es interesantísimo ver las tres fuerzas en acción: ellas se separan, se alejan y luego se reencuentran para formar nuevas trinidades que originan nuevos mundos, nuevas creaciones.
En el Absoluto, las tres fuerzas son el Logos Unico, El Ejército de la Voz dentro de la Gran Unidad de la vida libre en su movimiento.
 El proceso creador de la Sagrada Triamazikamno Cósmica Común se inició con el connubio sexual de la palabra, porque en el principio era el Verbo, y el Verbo estaba con Dios, y el Verbo era Dios. Por El todas las cosas fueron hechas y sin El, nada de lo que es hecho hubiera sido hecho.
La Ley del Tres es la Ley de las Tres Fuerzas de Creación. Estas leyes establecen que las tres fuerzas deben entrar en toda manifestación. Es preciso comprender claramente que hay una Ley de Orden además de creación. Las fuerzas creadoras no podrían obrar a menos que crearan según cierto orden, y este orden de manifestación u orden de creación se halla regido por la Ley del Siete. La Creación está dispuesta en orden y está ordenada en cierta dirección. La Ley del Siete se aplica al orden de la manifestación de creación.
De acuerdo con la Sagrada Ley del Heptaparaparshinokh (Ley del Siete), se establecieron siete Templos en el Caos para la construcción de este Sistema Solar.
De acuerdo con la Ley Sagrada del Triamazikamno (la Ley del Tres), los Elohim (divinos principios inteligentes de la Creación) se dividieron en tres grupos dentro de todo Templo para cantar de acuerdo con la Liturgia del Fuego.
El trabajo de hacer fecunda a la Prakriti, es decir el Caos, la Madre Cósmica, el Gran Vientre, es obra siempre del muy sagrado Teomersmalogos, la Tercera Fuerza.
Dentro de cada Templo se organizaron los tres grupos así: primero, un Sacerdote; segundo, una Sacerdotisa; tercero, un grupo neutro de Elohim.
Si tenemos en cuenta que los Elohim son andróginos, entonces es claro que tuvieron que polarizarse a voluntad en forma Masculina, Femenina y Neutra, de acuerdo con la Sagrada Triamazikamno Cósmica Común.
El Sacerdote y la Sacerdotisa ante el altar; y en la planta baja del Templo, el coro andrógino de los Elohim. Los Rituales del Fuego fueron cantados y el connubio sexual de la palabra hizo fecundo el Gran Vientre del Caos y nació el Universo.
Los ángeles crean con el poder de la Palabra. La laringe es un útero donde se gesta la palabra. Nosotros debemos despertar Conciencia en la palabra, en la laringe creadora, para que un día pueda también pronunciar el Fíat Luminoso y Espermático del primer instante. La conciencia duerme en nuestra laringe, somos inconscientes con la palabra, necesitamos hacernos plenamente conscientes de la palabra.
Dicen que el silencio es oro. Nosotros decimos que existen silencios criminosos. Es tan malo hablar cuando se debe callar, como callar cuando se debe hablar.
V.M. SAMAEL AUN WEOR
TOMADO DEL RESUMEN-CONFERENCIA. EL SONIDO UNIVERSAL.

 AMOR Y AMISTAD
"Por el amor el Padre Celestial y la Madre Terrenal y el Hijo del Hombre se hacen uno. Pues el espíritu del Hijo del Hombre fue creado del espíritu del Padre Celestial, y su cuerpo del cuerpo de la Madre Terrenal. Haceos, por tanto, perfectos como perfectos son el espíritu de vuestro Padre Celestial y el cuerpo de vuestra Madre Terrenal. Y amad así a vuestro Padre Celestial, igual que Él ama vuestro espíritu. Y amad así a vuestra Madre Terrenal, igual que Ella ama vuestro cuerpo. Y amad así a vuestros verdaderos hermanos, igual que vuestro Padre Celestial y vuestra, Madre Terrenal les aman. Y entonces os dará vuestro Padre Celestial su santo espíritu, y vuestra Madre Terrenal os dará su cuerpo santo. Y entonces los Hijos de los Hombres se darán amor unos a otros como verdaderos hermanos, el amor que recibieron de su Padre Celestial y de su Madre Terrenal; y todos se convertirán en consoladores unos de otros. Y desaparecerá entonces de la tierra todo mal y toda tristeza, y habrá amor y alegría sobre la tierra. Y será entonces la tierra como los cielos, y vendrá el reino de Dios, Y entonces vendrá el Hijo del Hombre en toda su gloria, para heredar el reino de Dios. Y entonces los Hijos de los Hombres dividirán su divina herencia, el reino de Dios. Pues los Hijos del Hombre viven en el Padre Celestial y en la Madre Terrenal, y el Padre Celestial y la Madre Terrenal viven en ellos. Y entonces con el reino de Dios llegará el fin de los tiempos, Pues el amor del Padre celestial da vida eterna a todo lo que está en el reino de Dios. Pues el Amor es eterno. El Amor es más fuerte que la Muerte.
"Aunque yo hable con las lenguas de los hombres y de los ángeles, si no tengo amor, mis palabras son como el sonido del latón o como el tintineo de un platillo.
Aunque diga lo que ha de venir y conozca todos los secretos y toda la sabiduría; y aunque tenga una fe tan fuerte como la tormenta que mueve las montañas de su sitio, si no tengo amor no soy nada. Y aunque dé todos mis bienes para alimentar al pobre y le ofrezca todo el fuego que he recibido de mi Padre, si no tengo amor no hallaré en ello provecho alguno, El amor es paciente y el amor es amable, El amor no es envidioso, no hace el mal, no conoce el orgullo; no es rudo ni egoísta.
Es ecuánime, no cree en la malicia; no se regocija en la injusticia, sino que se deleita en la justicia. El amor lo defiende todo, el amor lo cree todo, el amor lo espera todo, y el amor lo soporta todo; nunca se agota; pero en cuanto a las lenguas, cesarán, y en cuanto al conocimiento, se desvanecerá. Pues poseemos en parte la verdad y en parte el error, más cuando venga la plenitud de la perfección, lo parcial será aniquilado. Cuando el hombre era niño hablaba como un niño, entendía como un niño, pensaba como un niño; pero cuando se hizo hombre abandonó las cosas de los niños. Porque nosotros vemos ahora a través de un cristal y a través de dichos oscuros. Ahora conocemos parcialmente, mas
cuando hayamos acudido ante el rostro de Dios, ya no conoceremos en parte, pues nosotros mismos seremos enseñados por él. Y ahora nos quedan tres cosas: la fe, la esperanza y el amor, pero la más grande de ellas es el amor."
"Amaos los unos a los otros, pues Dios es amor, y así sabrán los ángeles que vais por sus caminos Y entonces acudirán todos los ángeles ante vuestro rostro y os servirán. Y Satán partirá de vuestro cuerpo con todos sus pecados, enfermedades e inmundicias. Id, renunciad a vuestros pecados; arrepentios vosotros mismos; y bautizaos vosotros mismos; para que nazcáis de nuevo y no pequéis más...”
La amistad es la manifestación del amor
“Peregrino, amigo, viajemos juntos. La noche está cayendo, los animales salvajes merodean y nuestro fuego está pronto a apagarse. Pero si nos ponemos de acuerdo a compartir la guardia nocturna, vamos a conservar nuestras fuerzas.
Mañana nuestro camino será largo y posiblemente nos agotaremos. Caminemos juntos. Tendremos alegría y haremos de ello una celebración. Yo cantaré para ti la canción que cantaban tu madre, tu esposa y tu hermana. Tú me contarás la historia de tu padre acerca del héroe y sus logros. Deja que nuestro camino sea uno.
Ten cuidado de no pisar un escorpión y adviérteme de las serpientes. Recuerda, debemos arribar a una cierta aldea montañosa.

Viajero, sé mi amigo”.
Conocemos a muchos seres en diferentes lugares del mundo, y por que no decirlo, del Universo, pero con muy pocos llegamos a mantener una Amistad Verdadera.
Sin embargo, los Amigos no surgen de la nada o de una conversación larga y vacía, los Amigos surgen de un compartir real fundamentado en la superación y la realización del Alma, que no se limita a una simple llamada o a una visita de cortesía, el Valor de la Amistad supera los limites impuestos por la materia y supera los limites puestos por nuestra propia mente.
Aprendamos a Valorar la Amistad del que Da sin esperar recibir nada a cambio.
Aprendamos a Valorar la Amistad de aquel que llega a Perdonar lo imperdonable.
Aprendamos a Valorar la Amistad de todo Ser que nos ayuda a levantarnos y aún más a mantenernos firmes.
Aprendamos a Valorar la Amistad como aquel Niño que se acerca a otro para jugar con alegría y sinceridad.
Aprendamos a Valorar la Amistad, no con el razonamiento de un intelectual, no con la mirada del interés individual y mucho menos apoyada con la falsa intención del “que dirán”.
Aprendamos a Valorar la Amistad de aquellos que en un momento matemático de nuestra existencia aportaron maravillosos descubrimientos para mostrarnos el Camino a seguir.
Hermanos Aprendamos a Valorar lo que nadie nos pueden quitar, “Nuestra Amistad”.



PRACTICANDO CARIDAD
SABER AYUDAR
Una limosna es pura cuando se da por amor y de todo corazón a la persona adecuada en el momento correcto y en el lugar apropiado, al tiempo que, desapegado de toda posible recompensa por esa acción: ésta es la caridad sáttvica.

Mas cuando se da una limosna esperando algo a cambio, en forma de recompensa inmediata o bien futura, o simplemente, cuando se da sin sentirlo en el corazón, sino por mera prodigalidad: esta caridad es impura y es propia de la naturaleza rajásica.
Cuando se da una limosna para que otros lo vean o como arrogante autohalago, o en un lugar inadecuado, en un momento inapropiado y a una persona que no lo va a usar debidamente: esta caridad es deleznable y propia de la naturaleza tamásica.
TOMADO DEL: EL BHAGAVAD GITA. Canto del Señor. Capítulo 17.

EL PASTOR INTEGRA A SUS OVEJAS
25:31 Cuando el Hijo del Hombre venga en su gloria, y todos los santos ángeles con él, entonces se sentará en su trono de gloria,
25:32 y serán reunidas delante de él todas las naciones; y apartarálos unos de los otros, como aparta el pastor las ovejas de los cabritos.
25:33 Y pondrá las ovejas a su derecha, y los cabritos a su izquierda.
25:34 Entonces el Rey dirá a los de su derecha: Venid, benditos de mi Padre, heredad el reino preparado para vosotros desde la fundación del mundo.
25:35 Porque tuve hambre, y me disteis de comer; tuve sed, y me disteis de beber; fui forastero, y me recogisteis;
25:36 estuve desnudo, y me cubristeis; enfermo, y me visitasteis; en la cárcel, y vinisteis a mí.
25:37 Entonces los justos le responderán diciendo: Señor, ¿cuándo te vimos hambriento, y te sustentamos, o sediento, y te dimos de beber?
25:38 ¿Y cuándo te vimos forastero, y te recogimos, o desnudo, y te cubrimos?
25:39 ¿O cuándo te vimos enfermo, o en la cárcel, y vinimos a ti?
25:40 Y respondiendo el Rey, les dirá: De cierto os digo que en cuanto lo hicisteis a uno de estos mis hermanos más pequeños, a mí lo hicisteis.
25:41 Entonces dirá también a los de la izquierda: Apartaos de mí, malditos, al fuego eterno preparado para el diablo y sus ángeles.
25:42 Porque tuve hambre, y no me disteis de comer; tuve sed, y no me disteis de beber;
25:43 fui forastero, y no me recogisteis; estuve desnudo, y no me cubristeis; enfermo, y en la cárcel, y no me visitasteis.
25:44 Entonces también ellos le responderán diciendo: Señor, ¿cuándo te vimos hambriento, sediento, forastero, desnudo, enfermo, o en la cárcel, y no te servimos?
25:45 Entonces les responderá diciendo: De cierto os digo que en cuanto no lo hicisteis a uno de estos más pequeños, tampoco a mí lo hicisteis.
25:46 E irán éstos al castigo eterno, y los justos a la vida eterna.
TOMADO DE: LA SAGRADA BIBLIA. MATEO CAPÍTULO 25: 31 AL 46. 


 EL ORIGEN
 ¿Cuál es el origen de la humanidad, de la Tierra, de las razas, de la Naturaleza, de todo lo que ha sido, es y será?
¿Qué nos dicen los Nahuas sobre el Omeyocan? ¿Qué es el Omeyocan? Se dice que en el Omeyocan sólo hay viento y tinieblas así lo afirman los Nahuas. Llamase también al Omeyocan, debido al viento y a las tinieblas, Yoalli Ehecatl. Esto nos debe invitar a la reflexión.
¿Qué nos diría el mundo oriental sobre el Omeyocan, ya no únicamente los eruditos de nuestro país, México, sino los asiáticos? Una vez estuve hablando aquí sobre lo que es la materia en sí misma. Dije que podía ser destruida la forma, pero que como sustancia, la materia continuaba en otras dimensiones, y al fin la tierra sustancia o la tierra germen era depositada entre el espacio profundo del Universo, en la dimensión cero desconocida. Así lo afirmé, también dije que esa sustancia era el ILIASTER. La semilla que quedaría depositada en la profundidad del espacio, aguardando la hora de una nueva manifestación cósmica. Recuerden ustedes que aclaré un poco más esto al decir que así como cuando un árbol muere queda su semilla y que en ella existen todas las posibilidades de un nuevo desarrollo para un nuevo árbol.
Cuando un mundo muere, queda su semilla la materia homogénea, insípida, insustancial, inodora, incolora, depositada entre el seno de la Eterna Madre Espacio. Pues bien, esa semilla con relación al Uno es Dos. No debemos olvidar que para ser Uno hay que primero ser Dos y el Uno se siente Dos.                                                             Esa Tierra Caótica Primigenia, es germen de mundo depositado entre la Madre Espacio, es el Omeyocan, un verdadero paraíso que durante el tiempo de inactividad vibra sin embargo con felicidad.
Llámese también, al Omeyocan, debido al viento y a las tinieblas, Yoalli Ehecatl. ¿Por qué? Porque Ehecatl es el Dios del movimiento cósmico, el Dios del viento. Yoalli Ehecatl, he ahí el gran movimiento cósmico en el Omeyocan, es allí en el Omeyocan donde reina la auténtica Felicidad del mundo. La dicha inagotable, profunda.
Existen días y existen noches cósmicas. Cuando la Tierra está en estado germinal, cuando un mundo cualquiera se encuentra en estado de germen depositado entre el seno del espacio profundo, duerme y siendo Dos es Uno. Después de cierto período de inactividad, el impulso eléctrico, el huracán eléctrico, hace que todos los aspectos positivo y negativo entren en actividad. Por eso se dice que en el Omeyocan hay tinieblas y viento, movimiento cósmico. No queremos decir tinieblas en el sentido completo de la palabra. Esta es tan sólo una forma alegórica de hablar. Recordemos que en los Misterios Egipcios el sacerdote se acercaba ante el neófito y a la oreja le decía: Osiris es un Dios Negro. No es que fuese Negro, realmente Osiris, pues es el Logos, mas sucede que la Luz del Espíritu Puro, la Luz de la Gran Realidad es tinieblas para el intelecto. Y si se dice que en el Omeyocan sólo hay tinieblas y viento, es decir, movimiento cósmico se quiere decir que allí está la Luz Increada y que allí se desarrolla el movimiento cósmico representado por Ehecatl.
En el Omeyocan se arremolina la quietud infinita antes de la manifestación del Gran Logos Solar. El Logos Solar, en la tierra sagrada de Anahuac, fue siempre llamado Quetzalcoatl. Así pues Quetzalcoatl, como Logos, existe indudablemente mucho antes de toda manifestación cósmica. Es el Logos. El Omeyocan es el ombligo cósmico del Universo donde lo infinitamente grande revienta en lo infinitamente pequeño, en recíprocos remolinos que vibran y palpitan intensamente. Allí lo grande y lo chico se encuentran, el macrocosmos y el microcosmos.
            Con la aurora del Universo el huracán eléctrico hace palpitar todos los átomos en forma de remolinos dentro del Omeyocan, dentro del ombligo del Universo, dentro de la Matriz Cósmica que es el Dos. En el Omeyocan, el Tloque Nahuaque es tempestad nocturna de todas las posibilidades. ¿Por qué? Porque cuando el movimiento eléctrico, el huracán eléctrico, el torbellino eléctrico, hacen girar todos esos átomos dentro de la materia caótica, persisten todas las posibilidades de la Vida Universal. Así lo han escrito siempre los mejores autores de Cosmogénesis.
En el Omeyocan, el Señor de la Noche, el negro Tezcatlipoca se niega, revienta en Luz y nace el Universo que fecunda, que maneja Quetzalcoatl, el Logos Solar. Recordemos nosotros que este Tezcatlipoca representa en su aspecto femenino a la Luna y a Dios-Madre. El Omeyocan es precisamente eso, Dios-Madre, es precisamente la matriz del Mundo. Por eso se dice que Tezcatlipoca revienta en Luz, sí, la Madre se hincha como flor de loto y al fin nace este Universo, que de hecho fecunda el Logos. En Náhuatl se dice que Quetzalcoatl entonces dirige y maneja ese Universo que surge a la existencia.
El Logos, Unidad Múltiple Perfecta, es radical; mas se desdobla asimismo en los cuarenta y nueve fuegos para trabajar con este Universo naciente. Incuestionablemente es precisamente el Logos Quetzalcoatl quien dirige este Universo, es, mejor dijéramos, la Conciencia Cósmica gobernando, dirigiendo lo que es, ha sido y será...
El fuego en sí mismo es el Logos, el Principio Inteligente Fundamental de la Naturaleza.
V.M. SAMAEL AUN WEOR
FUENTE: ANTROPOLOGÍA GNÓSTICA







Follow by Email

Te Invitamos a Suscribirte

Grupos de Google
Suscribete a LA SAGRADA IGEOM.
Correo electrónico:
Consulta al grupo